Alcachofa y alcachofera  -  Nombre Botánico: Cynara scolymus L.

 

FAMILIA.- Compuestas / Asteraceae – Alcachofera / Alcachofa

DESCRIPCIÓN.- Planta herbácea y vivaz por su raíz pivotante. Su tallo erguido llega a medir 1-1,5 metros. El primer año presenta un rosetón de hojas pinnatilobadas de más de 60 cms de longitud; de color verde oscuro en el haz y un color blanquecino por el envés, debido unas finas vellosidades. El segundo año brota un tallo estriado en el que surgen unas cabezuelas carnosas repletas de brácteas coriáceas, son las alcachofas, con flores azul violáceo. Los frutos son aquenios ovalados de color marrón oscuro.

 

PARTES UTILIZADAS.- Aunque en ocasiones se utiliza también la raíz, es en las hojas donde se encuentran las propiedades de la alcachofa y son la parte habitualmente utilizada para la preparación de los diferentes productos. Las hojas basales del primer año son las idóneas para su uso medicinal por mayor contenido de principios activos.

 

HÁBITAT.- Planta mediterránea, originaria del norte de África, es cercana a los cardos. Se cultiva en numerosos lugares, sobre todo en el Mediterráneo; rara vez se encuentra silvestre, sus parientes Cynara humilis y Cynara cardunculus son la excepción.

 

PRINCIPIOS ACTIVOS:

• Ácidos fenólicos y derivados de ácido cinámico como la cinarina, ácidos clorogénico, neoclorogénico y criptoclorogénico, así como ácidos cafeico, cafeilquínico y dicafeilquínico.

• Flavonoides (0,5%): cinarósido, cinarotriósido y luteolina.

• Lactonas sesquiterpénicas: cinaropicrina, deshidrocinaropicrina, aquerina B.

• Ácidos orgánicos, málico, láctico y fumárico.

• Polisacáridos heterogéneos, mucílagos, inulina, triterpenos, taninos, esteroides, Beta-sitosterol, estigmasterol, aceite esencial.

 

PROPIEDADES DE LA ALCACHOFA Y ACCIÓN:

 

 

¿Sabías que la alcachofa cuenta con propiedades depurativas, diuréticas y antioxidantes, entre otras?

 

 La alcachofa presenta una actividad recugadora de la secreción biliar muy importante, estando especialmente indicada en casos de mala digestión de las grasas, ictericia o también de hígado perezoso. 

 

 La alcachofa ayuda a regenerar las células hepáticas, ayudando a combatir las sustancias tóxicas, y puede ser ideal en casos de hígado graso, a la vez que es capaz de reducir el colesterol alto.

 

La infusión de alcachofera es aperitiva, estimulante del apetito y tiene propiedades hipoglucemiantes. El extracto de alcachofera posee importantes propiedades antidiabéticas debido a la inulina, un fermento activo potenciador de la acción pancreática que ayuda a reducir los índices de azúcar en sangre. Según la Comisión E del Ministerio de Sanidad alemán, la alcachofera está indicada para el tratamiento de la dispepsia y como coadyuvante para disminuir las concentraciones de colesterol.

Se ha manifestado asimismo como diurética, depurativa y eliminadora de urea, apropiada en caso de albuminaria y en la insuficiencia renal.

Pero si hemos de destacar la alcachofera por alguna de sus propiedades esta son la hepatoprotectora, la reductora del colesterol y la digestiva. Los ácidos cafeico, linoleico y oleico, presentes en las alcachofera, ejercen un protección sobre el hígado y ayudan a su recuperación en caso de enfermedad hepática (cirrosis, hepatitis, insuficiencia hepática…)

Aunque ALCACHOFERA es la planta y ALCACHOFA su fruto, se utiliza de forma habitual el nombre Alcachofa para denominar la planta o partes de ésta (hojas, tallo,…) Otros de sus componentes, la cinarina y el ácido clorogénico, le otorgan la virtud de disminuir los niveles de colesterol y triglicéridos. Estas propiedades de la alcachofa la hacen recomendable en casos de arterioclerosis. En varios estudios sobre animales y en humanos se ha confirmado la acción sobre el colesterol y los triglicéridos, disminuyendo sus índices en sangre tras la toma de extracto seco de hojas de alcachofera. La función biliar es estimulada por la alcachofa debido a su contenido en ácido cafeolquínico (cinarina). Esta estimulación de la bilis (acción colerética) junto a un mayor vaciamiento de la vesícula biliar (acción colagoga) hacen de la alcachofa una planta enormemente eficaz en el tratamiento y mejora de los procesos que intevienen en la digestión.

Estos efectos se demuestran en estudios clínicos muy documentados. En un estudio postcomercialización con duración de seis semanas, se ha comprobado el efecto colerético en 550 pacientes con trastornos digestivos y hepatobiliares. Se comprobó una clara disminución de la sintomatología de la dispepsia (dolores abdominales, gases, náuseas…). En otro estudio realizado en humanos se comprueban incrementos en la coleresis superiores al 100% después de 30 minutos de una administración de 1,92 gr. de extracto estandarizado. Los efectos hipocolesteremiantes se han demostrado en 300 pacientes con una reducción significativa del colesterol total desde 266 mg/dl a 232 mg/dl (11,5% de reducción) y un efecto reductor de triglicéridos con reducción del 12,5%.

En los últimos años por sus propiedades diuréticas, digestivas y de acción sobre el higado graso se utiliza con notable éxito como coadyuvante en dietas de adelgazamiento. Para comprobar la utilidad de la alcachofa en la mejora de las alteraciones dispépticas, en las que el aumento de la secreción de bilis se considera parte esencial del tratamiento, se estudiaron los efectos coleréticos de un extracto seco de alcachofa, mediante un estudio clínico aleatorio, controlado con placebo, doble ciego y cruzado. Se dividió al azar a 20 hombres adultos, con alteraciones metabólicas agudas o crónicas, en dos grupos de tratamiento. A los sujetos del grupo de prueba se les administró una dosis de extracto (el contenido de una cápsula de alcachofa de 320 mg disuelto en una solución de 50 ml de agua) por vía intraduodenal; sus efectos fueron evaluados midiendo las secreciones intraduodenales de bilis.

 

Resultados:

– 30 minutos después se incrementaron un 127,3% las secreciones biliares.

– Transcurridos otros 60 minutos se incrementaron un 151,1% las secreciones biliares.

– Tras 60 minutos más, el incremento era del 94,3% en las secreciones biliares. Las diferencias relativas con el suministro de placebo fueron signifi cativas.

Según estos investigadores los resultados indican que el extracto de alcachofa es recomendable para el tratamiento y mejora de desórdenes digestivos caracterizados por una mala absorción de las grasas debida a una secreción insuficiente de bilis.

 

INTERACCIÓN CON MEDICAMENTOS:

 

No se han descrito interacciones medicamentosas. Está contraindicada en caso de obstrucción de los conductos biliares. En la lactancia, porque los principios amargos pueden pasar a la leche materna. Si se tiene hipersensibilidad, la alcachofa o a otras especies de la familia de las compuestas.

En casos de litiasis biliar y colelitiasis debe usarse con precaución debido a que su efecto colagogo/colerético puede originar cólicos biliares. Al igual que con el resto de las plantas diuréticas se recomienda un control profesional en los casos de hipertensión arterial o cardiopatías ya que pueden darse cuadros de descompensación tensional o una considerable eliminación de potasio.

 

 

 

 

Preguntar por esta planta en:  Ecobionature, herbodietética y nutrición

C/ Ramón y Cajal, 27   Getafe  -  Madrid

Información y venta en : Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Teléfono   911766760